“La alternativa frivola a la descomposición” (Joan M. Marín)

ANALE SERIA DREPT, volumul XXVII, 2018, Universitatea “Tibiscus” din Timișoara

« […] le seul choix possible: le convent ou le cabaret » (PD, 82)

Title: The Frivol Alternative to Decomposition

Abstract: Decomposition is one of the fundamental characteristics of existence. Everything breaks down – both on the outside and inside of the human being – which is a conviction that we can easily find in any of Cioran’s books. However, frivolity is an alternative within the failed world transmitted to us by the Cioranian texts and is less evident, but it is a possibility that is also present in his work. We could summarize the thesis of this text by saying that life is made for unconsciousness, but when it disappears, it is much more bearable from delirium or frivolity.

Keywords: Cioran, decomposing, frivolity, life

La descomposición es una de las características fundamentales de la existencia. Que todo se descompone –tanto en el exterior como en el interior del ser humano– es una convicción que podemos encontrar con facilidad en cualquiera de los libros de Cioran. Sin embargo, que la frivolidad sea una alternativa dentro del mundo fallido que nos trasmiten los textos cioranianos resulta menos evidente, pero es una posibilidad que también está presente en su obra. Podríamos resumir la tesis de este texto firmando que la vida está hecha para la inconsciencia, pero, cuando ésta desaparece, resulta mucho más llevadera desde el delirio o desde la frivolidad.

Resulta una evidencia que la vida aparece y se expande de manera instintiva. Tal como escribía Fernando Pessoa en su Libro del desasosiego «[…] la inconsciencia es el fundamento de la vida. El corazón si pudiera pensar, se pararía» (Pessoa, 1984: 29). Ciertamente, el advenimiento de la conciencia supuso una novedad en la escala evolutiva que aumentó las posibilidades de supervivencia de una determinada especie de primates. Como mostró Schopenhauer (cuya filosofía frecuentaba el joven Cioran) la voluntad de vivir es un instinto ciego; y las facultades intelectivas se afanan por satisfacer sus apetitos insaciables y sus quiméricas aspiraciones. La doble finalidad del intelecto consiste en facilitar la vida mediante las creaciones de la ciencia y de la tecnología –como entrevió Schopenhauer–; y también, como concluyó Nietzsche en su teoría de la ilusión, intenta justificarla a través de la religión, la filosofía e incluso el arte. O sea, el intelecto no sólo facilita las necesidades materiales para la supervivencia, sino que pretende autoconvencernos de que la vida tiene un sentido o, al menos, merece ser vivida. El joven Cioran, en Le libre des leurres, hizo suya esta teoría del intelecto como forjador de ilusiones, una concepción que perdurará durante su posterior etapa francesa en la que continúa convencido de que la vida sólo es posible a través de un ejercicio de mistificación. Así pues, si bien la inconsciencia es el estado original de la vida, una vez que se introduce la conciencia la existencia sigue resultándonos atractiva a través de las ilusiones y de las quimeras; esto es, lo que Cioran llama el delirio. En definitiva: «On ne peut pas aimer la vie sans goût des illusions» (CA, 256)… [PDF]